viernes, 26 de octubre de 2012

III Trofeo Peña Guara - Sierra de Guara 2012 by Javi

La historia de este Raid comienza hace más de una semana y ya con "incidentes" desde el primer momento. Nosotros estábamos apuntados en primer lugar al Raid de Guadalajara correspondiente a Copa España, pero éste se suspendió por la escasa participación, así que en su lugar decidimos apuntarnos a Guara, por proximidad y porque tenía muy buena pinta: BTT, tiro láser, vía ferrata, paisajes espectaculares... 

Sin embargo a principios de esta semana, con el anuncio de malísimas predicciones meteorológicas para el fin de semana (que se cumplieron), la organización, a mi juicio con buen criterio, decide eliminar las secciones de ferrata, escalada y rápeles para evitar riesgos, aumentando a cambio los kilómetros de trekking y BTT para que siga siendo un raid de 8 horas. Poco menos que un Rogaine mixto, si tenemos en cuenta que las balizas son de diferente puntuación y ninguna de ellas es obligatoria. 
A lo largo del viernes se van cayendo los compañeros de expedición unos tras otros, desalentados por las malas condiciones y por otro tipo de motivos, por lo que desde el "C.D. de norte a sur" pasamos de ser 6 equipos representantes a tan solo 1: Erkuden y yo; categoría aventura. No hay más. Por supuesto a nosotros también nos entran las dudas, máxime cuando no podemos viajar de víspera por temas laborales y hay que pegarse el madrugón padre para llegar "a tiempo" (más bien con el culo prieto). 

Dicho y hecho, a las 6 suena el despertador, comenzamos a montar material en el coche y para el embalse de Vadiello (Huesca), con 2h 40’ de coche por delante según Google Maps. Y prácticamente todo el camino de noche, perfecto! 

A ratos llueve, a ratos diluvia, a ratos me quiero dar la vuelta... Así transcurre el viaje hasta Puente la Reina de Jaca, donde cogemos dirección Murillo de Gállego y empezamos a ver pequeños desprendientos en la carretera (llamadita al 112 incluida cuando ya no son tan pequeños). Llegamos a Huesca, cogemos el desvío y nos pasamos el siguiente. Como vamos tan bien de tiempo... Al menos ahora no llueve. 

El raid empieza a las 10.00h, son las 9.45 y estamos recogiendo los petos y los sport-ident. Y yo sin cambiarme. Me pongo "guapo", me calzo los manguitos y las perneras y nos acercamos al final de la reunión técnica. Limpiamos y comprobamos los sportident y sin tiempo para más salimos a por 32Km de BTT. Por suerte parece que no llueve, aunque el terreno está bastante embarrado y con arenilla suelta que dificulta bastante el ciclar. Tras unos sube y bajas continuos, una colada bastante seria en orientación que casi nos saca de mapa y un ascenso desde los infiernos, con la compañera medio apajarada, a las 14.15 llegamos a la zona de transiciones con 6 balizas (en puntos no tengo ni idea, ya no me acuerdo) en nuestro haber. 

Cambio de ropa por algo un poco más cómodo para el trekking, comida sólida, un poco de reflexión y a por el segundo sector, que comienza con una prueba especial de tiro de carabina láser. NI UNA. Cada día admiro más a la gente del Biathlon. 

Una vez repuestos de tal estrepitoso ridículo, comenzamos el trekking. Sigue sin llover, vaya suerte estamos teniendo. Los caminos son amplios y no tienen muchas pérdida, así que a trote cochinero vamos picando balizas, incluso nos animamos con alguna algo más complicada en la que perdemos algo más de tiempo. Una vez cogida, volvemos por donde hemos venido para desviarnos poco después a por las últimas dos, la 53 y la 58. Una pequeña senda que se complica con un cortado que sorteamos como buenamente podemos. Son las 16.15, buen momento para ir yendo para meta, aunque el cierre es a las 18.00h, porque queremos salir pronto y volver medio de día. 

Y de pronto... Empieza a llover, más y más fuerte. Nos cae todo lo que no ha caído en 6 horas de carrera. Volvemos por donde hemos venido, estamos casi al lado pero... ¿no habíamos cruzado un pequeño río? Sí... ¿Pequeño? Pequeño me hago yo al ver como baja ahora: las piedras por las que hemos saltado hace apenas 2horas ya no se ven, baja mucho caudal y poco más abajo hay un remolino. "Yo por ahí no cruzo" oigo a la compi. Mirando el mapa, vemos que poco más adelante hay un puente de la carretera, así que intentando hacer el jabalí... NADA. A un lado río y al otro roca. Volvemos al vado del río, o a donde estaba antes. Vienen un par de parejas más, intentamos llamar a organización pero no hay cobertura. Ni siquiera contacta el 112. Empiezo a tener mucho frio. Volvemos a intentar subir por la pared, pero nada. Siguen llegando equipos. Por fin vemos a alguien de organización al otro lado, dicen que nos van a echar una cuerda. La atan a dos árboles, pero flexa demasiado y el río ya cubre considerablemente y baja con mucha fuerza. Alguien intenta cruzar agarrando la cuerda, pero no se puede y vuelve a nuestra orilla. 

Por suerte, otra pareja local parece conocerse el terreno y comienza a subir por las rocas con intención de avanzar hasta algo más adelante para poder bajar unos 100m más adelante a una zona de merendereros desde la que ya no hay que cruzar el río. Erkuden no se lo piensa y se va detrás de ellos... así que yo detrás, no es cuestión de separarse ahora. Subimos, nos pinchamos, nos quedamos enganchados a los arbustos, nos agarramos a piedras, pinchos y boj para poder continuar en busca de los chopos que hacen de referencia. Al final bajamos. Al pisar suelo firme, abrazo y sensación de "ya pasó". Último trote por carretera hasta meta. El resultado es lo de menos, son las 17.30 y hemos estado 45 minutos sin saber por donde salir, pero ya estamos con un vaso de caldo caliente entre manos. 

Acerco el coche al túnel para cambiarnos y montar las bicis. Recogemos todo como buenamente podemos y nos vamos para el refugio, donde nos ofrecen café, más caldo y vino, además de darnos las bolsas de corredor con productos típicos de la tierra. Breve descanso y al coche. Entre pitos y flautas son casi las 19.00 y se nos va a volver a hacer de noche. 

De camino llamamos al Presi para contarle, ya que él al final decidió -sabiamente- no ir y nos dice que ha oído que la carretera está cortada. Llamadita de nuevo al 112 (y van tres en poco más de 12h) para informarnos, nos remiten a la Guardia Civil y nos dicen que mejor por Sabiñánigo, que la carretera de Murillo a Huesca está cortada por desbordamientos. Poco a poco, muy concentrados en la carretera, llegamos a Jaca, donde paramos a comprar algo de comida para cenar y a echar gasolina. Salimos de Jaca y 2Km más adelante, de nuevo la Guardia Civil, nos hace dar la vuelta. Carretera cortada. "Podéis esperar un par de horas a ver si se puede pasar", nos comenta el agente. "Y una mierda, casi que nos quedamos a dormir aquí" pensamos nosotros. Dicho y hecho, al camping, habitación doble y desayuno bien valen 40€. 

Amanece en Jaca, así que de vuelta a casa, parece que las cosas están mejor y además es de día. Con tranquilidad y más descansados, volvemos poco a poco a Pamplona, con el único inconveniente de que los nuevos túneles de Yesa han tenido desprendimientos y nos desvían por el pueblo. 

Por fin Pamplona. Dejo a Erkuden en el trabajo (¡ha llegado! ¡y a tiempo!) y me voy a dejar las bicis al trastero. Pero entonces... De nuevo la Guardia Civil. Prioritairos, señas... A la cuneta. Resulta que mi portabicis necesita una señal cuadrada a franjas diagonales rojas y blancas porque la carga sale por detrás del vehículo. Pues no tenía ni idea, pero no deja de ser infracción. 80€ de multa que por prontopago se quedarán en 40€. Pero al menos estoy en casa, calentito y escribiendo la crónica. Que visto lo visto, no es poco. 

Como veis, fin de semana completo. He decidido incluir el viaje en la crónica porque creo que ha sido tan aventura o más que el propio Raid.
 

II Trofeo de Orientación de Navarra. Urbasa 2012 by Víctor

El pasado Puente del Pilar tuvo lugar unas de las mejores jornadas de orientación que podemos encontrar en nuestro país.
El Club Deportivo Navarra, ayudados por otros clubs deportivos como el nuestro, preparo cuatro carreras de orientación en tres días junto con otras actividades de orientación que nos obligaron a darle duro al coco durante todo el fin de semana.

Es difícil contar todo lo que la Sierra de Urbasa deparó para el nuestro pequeño club pero ahí va un breve resumen. Bueno, hablando de nuestro pequeño club, pues ya no somos tan pequeño, hasta 22 personas competimos bajo las siglas de C.D.De Norte a Sur, y aunque todos no fuéramos socios del mismo, alguno más ya se ha enganchado y ya llegamos a los 22 socios, y los que están por llegar.

Eneko y Víctor intentaron hacerse un hueco en la categoría de H21 aunque la competencia en esta categoría es muy dura. Víctor acabó en la posición décimo quinta en la general mientras que Eneko que tan solo pudo participar en la prueba del sábado quedó este día en la posición décimo novena.
Olga comenzó su andadura solitaria con el mundo de la orientación en categoría de Iniciación y con dos días de prueba el domingo ya dio el salto en la categoría Open, con una muy buena progresión. Mikel López también quiso probar esto de la orientación quedando muy contento con la experiencia. El resto de integrantes del club apostaron por la categoría Open (¡caguetas!), Julio, Eli (35ª), Agus (29º), Javi (el domingo debutó en categoría H-AK, un puntito más), Erkuden, Dani (21º), Iosune (19ª), Álvaro (55º), Fran (54º), Guru, Ibon, Jon y compañeros, Mikel Erro y Rubén.
Y por último nuestro nuevo fichaje al que tenemos que formar para poder viajar con ella por todo Europa, la pequeña Maialen que con tan solo seis añitos debuto con esto de los mapas en la prueba de Correlín.


Para acabar la comida final puso la guinda al fin de semana.

jueves, 4 de octubre de 2012

Niebla y barro, características del II Rogaine de Goya. by Víctor

El pasado fin de semana (29-sept.-2012), equipados con chubasquero, bicis y brújulas, ocho de los del De Norte a Sur se fueron al lugar donde vio la luz el Señor Goya, concretamente a la localidad zaragozana de Fuendetodos. Llegaba la segunda edición del Rogaine en Btt de Goya con una duración máxima de 6 horas y la que tras el buen trato recibido el año anterior, no podíamos faltar.
El cartel de inscritos contaba con Carlos y Álvaro como Tom&Jerry, Eli y Noe como Chip&Chop, Tito y Mary como La Bella y La Bestia y Cris y Víctor como Zipi&Zape.
Tras una noche de diluvio universal, las primeras luces del día no presagiaban nada bueno y aunque no llovía, una niebla espesa hacía aparición, lo cual unido al terreno arcilloso y encharcado del lugar daba una primera idea de la dureza que iba a tener esta segunda edición del rogaine, nada que ver con el calor del año pasado.


 


Tras una breve información  y la entrega de mapas cada pareja tenía unos minutos para pensar y marcar en el mapa su estrategia ya que de los 30 o 40 lugares de paso o puntos de control tienes que elegir por cuales te dará tiempo a pasar para puntuar más o menos en función de la puntuación otorgada a cada uno. De esta manera daba lugar la salida donde todos los orientadores presentes enfilaban sus bicicletas hacia los caminos perdiéndose en la niebla en pocos minutos. Fue curioso el estar al lado de molinos y no verlos, solo escuchar el movimiento de sus aspas o el escuchar los chisporroteos  de los cables de alta tensión si verlos tampoco. También el hecho de que las ruedas de las bicicletas no pudieran girar por culpa de la arcilla enganchada a las ruedas y tener que hacer grandes distancias andando.

Finalmente todos los participantes pudimos llegar a meta, Tom y Jerry en la posición 20 en masculinos, Zipi y Zape en segunda posición en mixtos, Chip y Chop terceras en femenino y La Bella y La Bestia con mucha experiencia en sus mochilas.